Qué hacer en Essaouira Marruecos. Los 10 imprescindibles

 

¿Estás organizando una visita a Essaouira? Aquí te contamos las cosas imprescindibles a hacer en esta bella ciudad. Y es que la ciudad blanca de Essaouira tiene mucho encanto. Con su ambiente relajado, sus murallas centenarias, sus sinuosas calles empedradas, su puerto pesquero y su larga playa de arena, no puede perderse su encantadora belleza.

 

 

Pequeña ciudad portuaria situada en la costa atlántica de Marruecos, Essaouira está a 180 kilómetros al oeste de Marrakech y a 170 kilómetros al norte de Agadir. Para llegar, puede alquilar un coche, tomar un autobús, un taxi colectivo o simplemente reservar una excursión de un día a Essaouira desde Marrakech, por menos de 30 euros por persona.  Hay que decir que uno se deslumbra rápidamente por los colores de la ciudad, con sus casas blancas, que contrastan con el azul de las persianas, los barcos, el cielo o el mar. Y su medina, Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO desde 2001, es animada y auténtica.  Los mercados son muy populares entre los lugareños, que acuden a hacer sus compras en la gran avenida Zerktouni, alrededor del zoco Jedid.

 

1. La Medina

 

Visitar Essaouira significa en primer lugar empaparse del ambiente típico marroquí. ¿Y qué mejor manera de conocer a los habitantes que pasear por las estrechas calles de la Medina? Puis sí, una de las cosas que acer en Essaouira es pasear por la medina, callejear y disfrutar de todo lo que esta puede ofrecer. Pasarás de los zocos a los pequeños restaurantes, entre compras y degustaciones de té. Los diferentes zocos ofrecen todo tipo de recuerdos y regalos: especias, aceitunas, artesanía… El encanto del centro histórico y el desparpajo de los comerciantes te harán pasar un rato agradable.

 

Párate a conversar con las gente, los habitantes de Essaouira son tranquilos y amables, merece la pena charlar con ellos, qué mejor forma de acercarte a su cultura?

 

essauira medina

La Medina está rodeada de fortificaciones a las que se puede subir. Si busca algo que hacer en Essaouira, la Medina es una visita obligada. En 2001 fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

 

2. Las murallas de Essaouira

 

Las murallas de Essaouira se construyeron en el siglo XVIII para proteger la ciudad de las invasiones extranjeras. Essaouira era entonces el principal puerto comercial de Marruecos y el sultán Mohamed Ben Abdallah decidió construir fortificaciones para protegerlo. El arquitecto francés Théodore Cornut fue elegido para diseñar las murallas y dirigir las obras. Alumno del marqués de Vauban, creó un recinto alrededor de la Medina inspirado en las fortificaciones de Saint-Malo.

 

En el lado de la ciudad, la fortaleza está atravesada por puertas monumentales. Hacia el océano, se puede subir a las murallas hasta la sqala, y admirar la veintena de cañones españoles que apuntan al mar. Desde la cima de la torre, tendrá una vista de la Medina, el mar y los islotes de la costa.

 

3. El puerto pesquero

Puerto pesquero de Essaouira

essqouirq puerto

 

El puerto de Essaouira está profundamente ligado a la historia de la ciudad y es una visita obligada para los que acuden a Essaouira. Antaño conocido como el «puerto de Tombuctú», servía de enlace entre las rutas transaharianas hacia el África negra y las grandes rutas comerciales marítimas. Hoy en día sigue siendo uno de los tres puertos sardineros más importantes de Marruecos. Es sin duda el lugar más concurrido de la ciudad, sobre todo a primera hora de la tarde. Los barcos de pesca llegan y descargan sus capturas del día, bajo la atenta mirada de gaviotas, cormoranes y gatos que esperan su turno con mayor o menor paciencia. Las doradas, sardinas y otros crustáceos se venden después en la subasta, en un ambiente cacofónico pero organizado.

 

A pocos pasos, los gargotes cocinan estos productos frescos para una degustación instantánea. En verano, puede tener la suerte de presenciar una improvisada competición de buceo. Los niños de la ciudad se reúnen para realizar saltos cada vez más impresionantes, desde los pontones o incluso desde las fortificaciones y torres. También hay un astillero donde se construyen artesanalmente las redes de arrastre de madera. Un lugar interesante para ir si se busca algo que hacer en Essaouira durante un día.

 

4. La puesta de sol

 

Admirar una puesta de sol es una de las actividades imprescindibles si piensas visitar Essaouira.

puestq de sol Essaouira

La posición geográfica de la ciudad y sus pintorescos edificios ofrecen un paisaje impresionante cuando el sol se pone en el horizonte. Los pájaros con sus sombras contra la luz naranja serán sus modelos favoritos para una sesión de fotos.

donde ver puesta sol en Essaouira

 

Para los mejores lugares para ver la puesta de sol, recomendamos la sqala de la Kasbah, junto a los cañones. También puede ir al puerto o pasear por la sqala del puerto, para ver los colores iridiscentes del atardecer reflejados en las murallas.

 

5. Los zocos

 

Si buscas algo que hacer en Essaouira, no te pierdas las compras en los distintos zocos de la ciudad. Menos turísticos que los de las grandes ciudades como Marrakech o Agadir, han seguido siendo auténticos.

 

Essaouira souk

 

Encontrará una artesanía original y diferente a la del resto del país. En el zoco de las joyas, encontrará joyeros que crean piezas a mano ante sus ojos. Los talleres de marroquinería y marquetería también están llenos de sorpresas.

Pescado Essaouira

En cuanto a la comida, echaremos un vistazo al zoco de la carne. El zoco del pescado se encuentra en un edificio protegido por un hermoso techo de cristal que le da un caché innegable. Eliges tu pescado fresco y lo haces cocinar en uno de los muchos puestos que completan el edificio. El zoco de las especias le sorprenderá por su colorido, con montones de raz-el-hanout, comino o pimentón dispuestos simétricamente.

6. La playa de Essaouira

 

La playa principal se extiende varios kilómetros entre la fortaleza y el sur de la ciudad. Podrás relajarte en las tumbonas, tomar una copa o degustar las especialidades marroquíes mientras disfruta del sol.

 

Playa Essaouira

 

La arena rubia acariciada por el oleaje hace de la playa de Essaouira una de las más bellas de Marruecos. Admirará los arabescos de las velas de kite surf en el cielo azul, así como a los surfistas que cortan las olas y se cruzan en un ballet bien engrasado.

 

Para los más deportistas, es posible tomar clases o simplemente alquilar el equipo. Al sur de la playa encontrará camellos que le llevarán a dar un paseo, una actividad perfecta si busca algo que hacer en Essaouira con niños.

 

7. El pueblo de Diabat

 

A sólo 3 kilómetros al sur de Essaouira se encuentra el encantador pueblo de Diabat. Su hermosa playa es ideal para practicar deportes acuáticos, y hay alojamientos de alta gama y casas de huéspedes. En Diabat se encuentra el palacio de arena Dar Sultan, antigua residencia del sultán Mohamed Ben Abdallah, que domina el estuario de Oued Ksob. También se sabe que Diabat fue frecuentada por hippies en los años 70. El cantante Jimmy Hendrix se alojó aquí y se dice que se inspiró en el palacio de arena para escribir su famosa canción «Castle made of sand».

 

8. Cooperativas de mujeres productoras de aceite de argán
Argán

 

El argán, el árbol que produce el fruto del que se extrae el aceite de argán, sólo crece en Marruecos. Más concretamente en el triángulo Essaouira-Tiznit-Taroudant.

Produccion de argan en Essaouira

 

A pocos kilómetros de Essaouira, encontrará cooperativas dirigidas por mujeres que trabajan el fruto del argán para producir aceite comestible o cosmético con certificación ecológica. Este aceite milagroso, apreciado tanto por los grandes chefs como por los laboratorios de cosmética, proporciona ingresos a las mujeres bereberes y a sus familias.

 

Conocerá a los trabajadores que le explicarán todo el proceso de fabricación. Aprenderá que se necesitan 35 kilogramos de fruta seca y 20 horas de trabajo para producir un litro de aceite de argán. Visitar Essaouira le permitirá llevarse a casa este producto de lujo directamente del productor.

 

9. La Sinagoga Simón Attias

 

El Mellah es el antiguo barrio judío de Essaouira. Hasta el siglo XIX, Essaouira albergaba una importante población judía, que dejó numerosos testimonios arquitectónicos, como la sinagoga de Simón Attias. Este edificio religioso está notablemente bien conservado.

 

Barrio judio Essaouira

 

Estos 500 metros cuadrados se reparten en tres niveles, entre la sala de oración, un centro cultural y el museo del judaísmo. Obsérvese el altillo de hierro forjado que estaba reservado para las mujeres. La sinagoga fue renovada en 2015 utilizando materiales antiguos para conservar su aspecto original.

 

10. Hammams

 

El hammam es inseparable de la cultura marroquí y es una gran actividad cuando se visita Essaouira. La mayoría de los hoteles disponen de un hammam, pero para sentir realmente el ambiente marroquí, le recomendamos que visite un baño público.

 

No es fácil entender todos los códigos y rituales de inmediato, pero seguro que te lo pasarás muy bien. Para una sesión de relajación aún más perfecta, el personal también ofrece masajes y exfoliantes.

 

 

 

Contacto

Excursiones al desierto Marruecos

+34 638 903 318

✉ info@excursionesdesiertomarrakech.com

Jemaa el-Fna. Rue El Ksour, Marrakech 40000

 

No Comments

Post A Comment